Campaña

Search

Cargando...

Blog Archive

Contenido

Un sitio de reflexiones maduras, serenas y objetivas sobre la problemática de Cuba y su futuro posible. Puntos de vista sobre Literatura, Economía, Política, Sociedad, Historia y Cultura, así como sobre el exilio cubano en todo el mundo.

Asdrubal Caner

Asdrubal Caner
Escritor y Poeta

Blog Archive

Post for e-Mail

Enter your Email


Preview | Powered by FeedBlitz

comentarios


es temprano,siga leyendo

miércoles, 19 de agosto de 2009

CHÁVEZ Y LA FORMACIÓN DEL HOMBRE COMUNISTA


Mientras la oposición no se pone de acuerdo y la sociedad venezolana no consigue dar un golpe contundente contra Chávez, los planes marxistas de su Golpista en Jefe siguen viento en popa y a toda vela, bajo la dirección del Maestro de todos los Fracasos, Fidel Castro.

Después de lograr el dominio del Parlamento, el ejército, las Gobernaciones de la mayoría de los estados, y de nacionalizar, confiscar y arrebatar las propiedades nacionales y extranjeras en la industria, las telecomunicaciones, la radio, la TV, la prensa escrita y otros sectores, para crear el sector socialista de economía, ahora le tocó el turno a la educación.

Aún no ha dominado totalmente a la economía, y ya comienzan los fracasos. En una entrevista con BBC, el señor Jesús Farías integrante del buró político del oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) admitió que un primer experimento en esta dirección, que consistió en rescatar empresas e incluir a los trabajadores como copropietarios, no dio resultado. Esto debido, entre otras cosas, a la falta de preparación por parte de los empleados y de supervisión por parte del Estado.

Ese es un modelo que no se puede decretar. Primero hay que crear las condiciones, educar a los trabajadores que viven alienados en el capitalismo. El hecho de que se monte una fábrica no significa que ya de por sí es socialista. Estamos en ese proceso de conformar una nueva modalidad de propiedad que nunca ha existido en Venezuela y requiere un elevado grado de organización y conciencia" (Ver BBCMundo: “Hugo Chávez S.A.”)

En ese mismo artículo de BBCMundo, el economista Alejandro Sucre expresó: "Los trabajadores no tienen capital y lo único que les interesa es cobrar su quincena, no son dolientes de la eficiencia de la empresa".

Chávez está usando tanto la dirección estatal, como la llamada Autogestión Obrera - utilizada por Tito en Yugoslavia, que fracasó como el dominio estatal de las empresas, en la ex URSS y en Cuba – para estructurar su economía “socialista”.

Si el programa de socialización de la economía y el control de la vida política y social de Venezuela por Chávez es peligroso, tan o más peligroso será también el dominio estatal de la educación.

Al pueblo de ese país, sólo le bastará por mirar de cerca la actual situación de la educación en Cuba, para darse cuenta del desastre que le viene arriba.

Se trata de lograr el control de las mentes de los niños, los adolescentes y los jóvenes en todos los niveles de la educación, en una estructura escolar sujeta a la doctrina marxista leninista del PSUV.

Lo primero que será necesario es aglutinar a todas las escuelas bajo este programa. Ya Chávez amenazó con cerrar y confiscar a las escuelas privadas, sino se subordinan al

"sistema bolivariano de educación" que se formará este año.

Según las mentiras de este hombre, la educación bolivariana es una "educación liberadora", cuyo objetivo es "cambiar la escala de valores capitalista por una centrada en el ser humano" y eliminar "la antigua educación que promovía el consumismo y el desprecio a los demás".

La segunda parte del guión castrista, es la preparación del personal docente, que será sometido a un lavado extremo de cerebro, sobre la base de una historia de Venezuela escrita por los vencedores chavistas.

Esto incluirá la creación de las Escuelas Bolivarianas de Instrucción Revolucionarias (EBIR) – ya hay varias secretamente trabajando - bajo la dirección del PSUV, que incluye escuelas municipales, provinciales y una Escuela Nacional para el lavado de cerebro de los militantes del Partido, la formación de “cuadros” de dicho partido y de la población en general.

Es decir, dentro de poco comenzará un gigantesco proceso de limpieza cerebral, para configurar la conciencia comunista y la subordinación absoluta al poder totalitario de Chávez. Será el comienzo de la eliminación del pensamiento libre, de la sociedad abierta y democrática venezolana, así como de las libertades y derechos de los ciudadanos.

De lo que se trata, por consiguiente, es dominar y fanatizar a las nuevas generaciones, con las grandiosas ideas comunistas de su Comandante en Jefe. Es una educación donde las palabras Libertad, Democracia y Derechos Humanos serán borradas de las mentes de los jóvenes venezolanos. Es la configuración de un robot megafónico, que repetirá al pie de la letra, las ideas, consignas y enseñanzas que les darán en esas escuelas, que más que escuelas se transformarán en ergástulas del pensamiento.

Ese guevarista “Hombre Nuevo”, utópico e idílico, le servirá a Chávez y su Nomenklatura para cosas muy concretas y nada utópicas: mantenerse en el poder por, al menos, medio siglo. También serán sus soldados del Servicio Militar Obligatorio – que vendrá muy pronto – para las guerras “liberadoras” en Suramérica. Serán sus miembros de las milicias bolivarianas; sus guardianes en los Comités de Defensa Bolivarianos (CDB); los militantes de las Juventudes Comunistas y las primeras infelices víctimas de los desvaríos totalitarios e imperiales del viejo golpista.

Pero, al menos, la juventud venezolana, el Hombre Nuevo del Chavismo tiene una ventaja con relación a sus iguales de Cuba: no tendrán que tirarse al mar y morir comidos por los tiburones, por decenas de miles, tratando de alcanzar las costas de los EE.UU. u otros países. Con 4 993 Km. de fronteras territoriales (2.219 Km. con Colombia, 743 Km. con Guyana y 2200 Km. con Brasil), podrán escapar con sus pies del “paraíso” socialista, excepto que Chávez construya un muro para evitarlo, cosa que veo improbable. No por Chávez, sino por algunas características geográficas muy difíciles en esas fronteras.

Con esa nueva Ley de Educación, le van cerrando el cerco al pueblo de Venezuela. La ventaja de Chávez – y de los nuevos Césares socialistas de Suramérica – es que los pobres, que son la mayoría, se forman esperanzas y creen en los discursos y promesas de estos caudillos. Pero como demuestra la historia de Cuba, en estos últimos cincuenta años, los caudillos no tienen la menor idea de cuál es el camino y cómo alcanzar el progreso y el bienestar para sus pueblos en el futuro.

Estoy absolutamente convencido que A. Latina necesita importantes transformaciones, para eliminar la pobreza, el analfabetismo y la injusticia social. Pero el camino del “Socialismo del Siglo XXI”, es la misma utopía que fracasó en la Europa del Este, China, Viet Nam, Corea del Norte, Cambodia y Cuba. Eso sería perder el nuevo siglo en inventos ideológicos, que sólo conducen al abismo.

Cuando el pueblo se da cuenta y despierta de sus sueños, ya es muy tarde: el futuro se ha convertido en un presente de desastre, caos y desamparo. A los caudillos sólo les queda la fuerza y la violencia, para mantener a los pueblos bajo la impunidad de su poder sin límites.

Esa es la lección de Cuba y su hombre nuevo, que por millones han huido de su isla. Y esa será la lección que, tarde o temprano, aprenderá Venezuela y los otros pueblos de América, que transiten los caminos de Fidel Castro y de Hugo Chávez.

Ese es el verdadero sentido de la nueva Ley de Educación de Venezuela. El pueblo venezolano aún tiene tiempo para detener los planes de Chávez, porque mañana, será muy tarde.

Un abrazo.

Asdrúbal Caner Camejo

Representante del PSC

en Canadá.

Google search

Google